Tiempo de lectura: 2 minutos

® LXC | LOCOS POR LA CAZA

CAZA
ULTIMO POSTIR A LAS CATEGORIAS

El Gitano y el Marqués

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tiempo de lectura: 2 minutos Por tierras de toros y lobos, en Segovia, acudía de vez en cuando algún calé a ver al señor marqués, cambiar impresiones y, si se terciaba, hacer trato con alguna yegua vieja o burro, o retales de alambres o lo que fuera con tal de estar en el trapicheo.

Corzos en Hungría II

Tiempo de lectura: 4 minutos

Tiempo de lectura: 4 minutos Estaba yo dudando y dudando cuando el corzo dio dos pasitos a la izquierda, con lo que me dijo, sin él quererlo, que su cuerpo estaba a la derecha. Apunté 50cm bajo y 50cm a la derecha de su cabeza y con la retícula centrada en el verde cereal, apreté el gatillo.

Corzos en Hungría – primera entrega

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tiempo de lectura: 2 minutos Emoción intriga y dolor de barriga…..eso es lo que uno siente los días previos a un viaje de caza internacional. Además, estos días previos, son bajo mi humilde opinión, la mejor parte del viaje. Sabido es que a los cazadores nos gusta cazar, pero más sabido es que disfrutamos casi por igual de organizar y manosear nuestros trastos,

® lxc | locos por la caza. CAZA

CAZA MENOR

Cartuchos para la media veda, ¿cómo elegir?

Estamos a escasos días de la apertura de la media veda y un tema recurrente que genera debates...

No hay color

Tiempo de lectura: 3 minutos

Tiempo de lectura: 3 minutos No hay color en esas patas, ni en esos picos, ni en esos espejuelos, sucedáneos de la auténtica paleta de colores parida por la madre naturaleza. No corre, ni con mucho, la misma sangre por esas venas y arterias, que marca la notable diferencia entre lo auténtico y lo manipulado;

OSADO

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tiempo de lectura: 2 minutos ómo osas decir que sabes comenzar de nuevo si no has visto un amanecer entre escarchas a golpe de mosquero, sólo roto por el aleteo de una patirroja a la que has robado el sueño.

® lxc | locos por la caza. CAZA

CAZA MAYOR

Corzos en Hungría II

Tiempo de lectura: 4 minutos

Tiempo de lectura: 4 minutos Estaba yo dudando y dudando cuando el corzo dio dos pasitos a la izquierda, con lo que me dijo, sin él quererlo, que su cuerpo estaba a la derecha. Apunté 50cm bajo y 50cm a la derecha de su cabeza y con la retícula centrada en el verde cereal, apreté el gatillo.

Corzos en Hungría – primera entrega

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tiempo de lectura: 2 minutos Emoción intriga y dolor de barriga…..eso es lo que uno siente los días previos a un viaje de caza internacional. Además, estos días previos, son bajo mi humilde opinión, la mejor parte del viaje. Sabido es que a los cazadores nos gusta cazar, pero más sabido es que disfrutamos casi por igual de organizar y manosear nuestros trastos,

¡Vivan los cazadores Españoles!

Tiempo de lectura: 3 minutos

Tiempo de lectura: 3 minutos Toda situación crítica toma fuerza y cuerpo alimentada por los pensamientos y las opiniones externas. Y ésta no era una distinta. Vamos al grano, pues estamos en el último día de la temporada y ya no hay vuelta atrás; tenemos que cazar en la cara norte de Gredos donde ha caído un nevazo de aúpa.

® lxc | locos por la caza. CRÓNICAS

CRÓNICAS

El Gitano y el Marqués

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tiempo de lectura: 2 minutos Por tierras de toros y lobos, en Segovia, acudía de vez en cuando algún calé a ver al señor marqués, cambiar impresiones y, si se terciaba, hacer trato con alguna yegua vieja o burro, o retales de alambres o lo que fuera con tal de estar en el trapicheo.

¡Vivan los cazadores Españoles!

Tiempo de lectura: 3 minutos

Tiempo de lectura: 3 minutos Toda situación crítica toma fuerza y cuerpo alimentada por los pensamientos y las opiniones externas. Y ésta no era una distinta. Vamos al grano, pues estamos en el último día de la temporada y ya no hay vuelta atrás; tenemos que cazar en la cara norte de Gredos donde ha caído un nevazo de aúpa.

La raza montera española, la épica de Villatoro

Tiempo de lectura: 4 minutos

Tiempo de lectura: 4 minutos Para muchos quedará como una anécdota, pero para los que allí estuvimos, quedará en el imborrable recuerdo de los días épicos de caza el recuerdo de la aventura montera de Villatoro bajo la ventisca y la nieve. Gracias a Lolo y Jorge por saber medir los riesgos y capitanearnos en los días de sol y en los días realmente difíciles, y gracias a Rodrigo y Capelli por acogernos en su mancha y dejarnos demostrar la casta y la bravura española.

Inicio » Caza
Share This